Desarrollo profesional

¿Debo dejar mi trabajo? Esto es todo lo que necesitas para hacerlo bien

  • «¿Debo dejar mi trabajo si me hace infeliz?»
  • «¿Debo dejar mi trabajo por más dinero?»
  • «¿Puedo dejar mi trabajo por estrés?»

Si este tipo de preguntas te rondan por la cabeza desde hace tiempo, estas son las señales de que deberías dejar tu trabajo. Sea cual sea la razón por la que quieres dejar un trabajo, hacerlo no es un fracaso: lo que importa es si realmente disfrutas de lo que haces y con quién trabajas. 

Si has decidido dejar tu puesto actual, asegúrate de hacerlo de la forma más profesional posible. Debes tener en cuenta que debes mostrar a tu empleador y al responsable de RRHH los motivos de tu dimisión y avisar con la debida antelación. 

7 señales de que deberías dejar tu trabajo inmediatamente 

Si has notado las siguientes señales, es hora de dejar tu trabajo. Ten en cuenta que en esta parte nos centraremos en los factores que empujan a un empleado a dejar su puesto. 

1. Hay un alto índice de rotación en la empresa.

El índice de rotación se refiere al porcentaje de empleados que abandonan una empresa en un determinado periodo de tiempo, incluyendo a los que renuncian voluntariamente y a los que son despedidos. 

A continuación se exponen los principales factores que impulsan la rotación de personal:

  • Contenido del trabajo
  • Satisfacción en el trabajo 
  • Estrés
  • Compensación
  • Compañeros de trabajo 
  • Liderazgo 
  • Entorno exterior

Las empresas y los sectores tienen diferentes tasas de rotación previstas. Pero, en términos generales, un alto índice de rotación suele ser el resultado de experiencias negativas de los empleados. Por lo tanto, si su empresa tiene una alta rotación, también afectará a su estado de ánimo y a su productividad.   

2. La empresa no tiene futuro.

Como empleado, usted espera trabajar para una empresa financieramente segura y con una visión clara. Si no es así, es posible que te sientas menos seguro en tu puesto y te preocupe que te despidan por el cierre o la reducción de la empresa. 

Entonces, ¿cómo saber cuándo es el momento de dejar un trabajo? Observa la situación financiera de una empresa antes de solicitar el empleo y mientras trabajas en ella. Además, puedes prestar atención a si la visión y la misión de la empresa no están alineadas con lo que se ha mencionado en la entrevista de trabajo.

3. Su lugar de trabajo es tóxico.

A menudo, estar insatisfecho con el ambiente de trabajo es una de las principales razones para querer dejar un empleo. La cultura negativa en el lugar de trabajo puede presentarse de diferentes maneras, pero generalmente se pone de manifiesto en las siguientes prácticas:

  • Su lugar de trabajo tiene una mala comunicación. 
  • Mucha gente está llamando al trabajo o, lo que es peor, está trabajando mal. 
  • Hay muchas camarillas, cotilleos y rumores, pero no hay verdaderas amistades entre los compañeros de trabajo.
  • Casi todo el mundo no parece estar contento de trabajar allí. 
  • Los mandos superiores exigen que los empleados como tú tengan que estar de acuerdo con todo lo que dicen y hacen, y además establecen normas muy estrictas.

Trabajar en un lugar de trabajo tóxico puede provocar estrés, agotamiento, daños en la autoestima y graves trastornos en la vida normal. Por ello, considera la posibilidad de abandonar una organización si observas algunos signos de cultura empresarial negativa. 

4. No estás creciendo profesionalmente.

La falta de oportunidades en el futuro puede ser una señal de que debes dejar tu trabajo. Al seguir una carrera, también debes preocuparte por tu crecimiento profesional. Eso significa que tienes posibilidades de adquirir nuevos conocimientos y habilidades, asumir más responsabilidades y, por tanto, aportar más valor al empleador. Por tanto, si sientes que los jefes no pueden apoyar tu avance profesional, es cuando debes decirte a ti mismo «quiero dejar mi trabajo».

5. Ya no contribuye en el trabajo.

Cuando empiezas un nuevo trabajo, el empleador te detalla todas las responsabilidades y deberes que te entusiasman, las tareas desafiantes y las oportunidades de aprender y hacer contribuciones a la empresa. Sin embargo, las cosas han cambiado con el tiempo: te das cuenta de que lo que haces es totalmente diferente. 

Descubres que lo que has estado trabajando es aburrido y, lo que es peor, no crea mucho valor para el empleador. Esa será una clara señal que indica que es el momento de dejar tu trabajo. 

6. No estás motivado.

Según un estudio realizado por LinkedIn en 2019, no sentir un fuerte sentido de propósito se encuentra entre las principales razones por las que las personas dejan sus trabajos, constituyendo el 35% de los 3.000 profesionales encuestados.

Sencillamente, significa que te da pavor ir a trabajar y que no disfrutas realmente de lo que haces cada día. Además, no ves que tu trabajo tenga un propósito y/o cree un impacto. En ese caso, es una razón adecuada para dejar un trabajo. 

7. No te valoran en el trabajo.

¿Su empleador le proporciona a menudo comentarios positivos y elogios? ¿O su empresa lleva a cabo algún tipo de programa de reconocimiento de los empleados?  

Si las respuestas son negativas, es probable que tu trabajo no sea valorado por los demás en la empresa. 

Nunca es agradable pasar desapercibido y no ser escuchado en el trabajo, especialmente cuando contribuyes al éxito del equipo o de la empresa. Dado que el reconocimiento de los empleados es muy importante en el lugar de trabajo, es hora de que te digas a ti mismo «quiero dejar mi trabajo y encontrar un empleador mejor» donde se valoren más tus esfuerzos.

6 buenas razones para dejar un trabajo

Veamos ahora con más detalle los factores de atracción y las razones personales para dejar un trabajo con ejemplos de una situación concreta, como se muestra a continuación.

Una mejor oferta de trabajo

«¿Debo dejar mi trabajo por uno mejor?»

Todo el mundo tiene diferentes expectativas sobre el salario, los beneficios y la promoción profesional. Si te han hecho una oferta mejor que cumple o, mejor aún, supera tus expectativas, dejar tu trabajo por ella parece una obviedad. Sin embargo, debes sopesar cuidadosamente los pros y los contras, y asegurarte de que es potencialmente una gran mejora.

Plan de reubicación

Querer vivir en otro lugar también puede ser un motivo adecuado para dejar un trabajo. Por ejemplo, quieres mudarte a un lugar con menos gastos y/o más cosas que hacer, o prefieres vivir cerca de tu familia y amigos. 

Si trabajas a distancia, no es necesario que renuncies. Sin embargo, considere esto como una señal para dejar su trabajo, ya que podría afectar a su vida a largo plazo. 

Conflictos personales

Tu vida personal ha cambiado y tu actual lugar de trabajo no se puede acomodar: es entonces cuando debes dejar tu trabajo. Supongamos que te resulta difícil llevarte bien con tus compañeros aunque todos seáis simpáticos.

O tal vez, el trabajo actual implica muchos viajes, lo que no se ajusta a tu estilo de vida. Incluso es posible que tu pareja se traslade a otra ciudad o país donde reciba una nueva oferta de trabajo. Este tipo de cosas provocarán cambios en tu vida personal, lo que indica que ha llegado el momento de dejar tu trabajo.

Problemas de programación

A veces, el hecho de no poder resolver un conflicto de horarios, ya sea por motivos de cuidado de los hijos o por cuestiones personales, también puede ser una buena razón para dejar una empresa.

Seguir estudiando

Has decidido volver a estudiar para ampliar tus estudios, ya sea a tiempo parcial o completo, lo que puede hacer que tengas que renunciar a tu trabajo (a no ser que puedas mantener un equilibrio entre trabajo y estudio).

Sin embargo, es mejor centrarse en una cosa a la vez. Dadas las exigencias de tu trabajo y el hecho de tener una agenda escolar muy apretada, es posible que tu empleo actual ya no sea una buena opción.

Cambio de carrera

Estas son las principales razones para querer dejar un trabajo, ya que los cambios de carrera son cada vez más comunes hoy en día. 

Muchos de ustedes sienten que han estado haciendo lo mismo durante demasiado tiempo, y ahora están buscando hacer algo diferente. Puede tratarse de un nuevo campo, un nuevo sector o una nueva trayectoria profesional que puede suponer un montón de retos apasionantes.

Cuando decidas cuándo debes dejar tu trabajo para cambiar de profesión, asegúrate de que sabes exactamente qué te apasiona y qué quieres hacer en tu próximo empleo.

Razones por las que no debe dejar su trabajo

Para saber cuándo no es buena idea dejar tu trabajo, consulta las siguientes razones.

💭 Te han pasado por alto para una promoción.

Por supuesto, es difícil sentirse feliz, o incluso contento, en el trabajo por haber sido rechazado para un ascenso. Aun así, tienes que averiguar por qué otros compañeros pueden conseguirlo y tú no. Hay muchos factores que contribuyen a la promoción profesional y conseguir un ascenso requiere algo más que hacer bien tu trabajo. 

💭 Recibes críticas duras pero justas.

Una razón inapropiada para dejar el trabajo actual es que no estés dispuesto a aceptar evaluaciones negativas. En lugar de renunciar, trata de reflexionar sobre los comentarios constructivos que te dan, que son muy vitales para tu crecimiento profesional. 

💭 No sabes por qué quieres dejarlo.

Obviamente, esto no es ni una señal de que debas dejar tu trabajo, ni una buena razón para dejar una empresa. No tener ni idea de la situación significa que no hay nada grave que afecte a tu trabajo y a tu vida. 

💭 No tienes un plan claro para el futuro.

Siempre tendrás que estar bien planificado en cada etapa de tu vida, especialmente en el momento en que tu instinto te diga «quiero dejar mi trabajo». No es buena idea dejar el puesto actual mientras no sepas qué te apasiona y qué quieres hacer después. Eso te hará sentir que tu vida carece de sentido y de significado a largo plazo. 

💭 No has intentado consultar a RRHH o a tu jefe para resolver los problemas.

Quedarse o irse de la empresa es una decisión tuya. Sin embargo, deberías tener una conversación con tu jefe o con el responsable de recursos humanos para que te den consejos importantes. Puede que haya algunos problemas en el trabajo que ellos desconocen y, por tanto, no pueden ayudarte a resolverlos. 

Cómo dejar el trabajo y marcharse en buenas condiciones

Una vez que tengas suficientes razones apropiadas para dejar un trabajo, hazlo de forma adecuada y profesional. 

Paso 1: Saber por qué se va.

Puedes reservarte el motivo real para dejar el trabajo actual. Sin embargo, prepara algo bonito para decir cuando te pregunte tu jefe e incluso el posible empleador en la próxima entrevista de trabajo. 

Paso 2: Compruebe su contrato actual. 

En el contrato de trabajo puedes encontrar el periodo de preaviso y cualquier detalle relevante para tus prestaciones actuales. Si lo revisas con detenimiento, es probable que te asegures de seguir todos los pasos esenciales de la dimisión sin que te falte nada.  

Paso 3: Comprobar las prestaciones de desempleo.

Al dimitir, es posible que recibas un paquete de indemnización por parte de tu empresa, que incluya tu último sueldo, una compensación por las vacaciones o el tiempo libre no utilizado o una cuenta 401(k). Dependiendo de tu situación, también puedes consultar la legislación laboral para ver si tienes derecho a las prestaciones por desempleo que ofrece el gobierno y que te proporcionan ingresos temporales cuando ya no estás empleado. 

Paso 4: Informa a tu jefe y a la empresa con antelación.

Normalmente tendrás que avisar a tu empleador con al menos dos semanas de antelación. Dales una buena razón para dejar tu trabajo actual y evita ser negativo. Esto no sólo forma parte del proceso de dimisión, sino también de la etiqueta laboral, para que tengan tiempo de encontrar a tu sustituto.

Paso 5: Redactar una carta de dimisión educada.

Este es el último paso, pero el más importante, para dejar un trabajo: escribir una carta para informar a su empleador de su intención. 

Una carta de dimisión debe incluir los siguientes elementos: 

  • Fecha y dirección
  • Su título de trabajo
  • Su nombre y el de su jefe
  • Fecha de dimisión
  • Motivo por el que deja el trabajo actual
  • Agradecimiento al empleador 
  • Sus datos de contacto
  • Cierre y firma

💡 Consejo profesional: Que sea corto, sencillo y educado.

🔑 Puntos clave a tener en cuenta

  • En definitiva, sé prudente cuando veas señales de que es el momento de dejar tu trabajo frente a las señales que te dicen que no debes hacerlo. ¿Los motivos provienen de ti mismo, de la empresa o de ambos? ¿Has hablado con tu jefe o con el responsable de recursos humanos sobre el tema?
  • Si has decidido dejar tu puesto actual, asegúrate de tener un plan específico para tu trayectoria profesional. Y lo más importante, ten en cuenta que debes dimitir de forma profesional para poder marcharte en buenos términos.
Entradas Relacionadas
Desarrollo profesional

Pedir una carta de recomendación ▷ [Ejemplos y plantillas]

8 Mins read
Ya sea antes, durante o después de una entrevista, una carta de recomendación puede ser la clave que te diferencie de otros…
Desarrollo profesional

¿Cómo ser eficiente mientras se trabaja desde casa? 5 mejores aplicaciones de productividad (¡gratis!)

5 Mins read
Desarrollo profesional

¿Cómo utilizar LinkedIn? ▷ 5 consejos

4 Mins read
Asegúrate de aprovechar LinkedIn como herramienta para impresionar a los reclutadores, atraer oportunidades de negocio, conocer las tendencias del sector e impulsar…